Saltar al contenido

Chicomecóatl

Chicomecóatl

Chicomecóatl significa Siete Serpientes etimológicamente en náhuatl (Chicome: siete, Coatl: serpiente).

Es la Diosa del Maíz, también considerada patrona de la vegetación y Diosa de la Fertilidad.

Al igual que el maíz, esta diosa poseía diferentes nombres de acuerdo a las fases.

Por lo tanto, era conocida también como Xilonen lo que simboliza las barbas que posee la vaina del maíz por lo que se considera como la joven madre del maíz tierno. Del mismo modo Xilonen adquiere el nombre de Centeocíhatl.

Quien estaba casada con el Dios de la providencia, lo invisible y oscuridad Tezcatlipoca.

Asimismo, se asocia con una última transformación o fase del maíz donde era llamada Ilamatecuhtli cuyo significado es la ama anciana, la dadora del maíz duro y las mazorcas corrugadas y amarillentas.

La imagen de Chicomecóatl está representada por aparecer con una corona en su cabeza que se dice que era de papel.

También, en una de sus manos llevaba un ramo de mazorcas y en la otra un escudo con la flor del sol. Su vestimenta cuenta con hermosas flores acuáticas.

Culto a la Diosa Chicomecóatl

Durante el mes de septiembre conocido como Huei tozoztli (ayuno prolongado). Se realizaba un culto a Chicomecóatl en el cual los pobladores se mantenían cuatro días en ayuno.

Asimismo, colocaban altares que adornaban con imágenes de Dioses, plantas de maíz y una estatua bañada en sangre.

La cual era obtenida de partes del cuerpo humano que era ofrecido como sacrificio.

Es decir, todo este ritual era con la intención de que la Diosa bendijera las semillas para el cultivo de maíz.

Igualmente, los pobladores solían ofrecer una gran cantidad de alimentos como ofrenda a los diferentes dioses en cada templo y casa donde se celebraba el culto.

Del mismo modo, el 24 de junio se celebraba un culto a Xilonen. En cual se le ofrecían sacrificios humanos con la fe de que eso les haría obtener una cuantiosa cosecha.